Los estudios de Veterinaria afrontan el desafío de reducir el exceso de titulados

El profesor de la ULPGC Juan Alberto Corbera se pone al frente de la Conferencia de Decanos de las 13 facultades del país con el reto de frenar la precarización del empleo.

Reducir el exceso de titulados de Veterinaria en España para frenar la precarización del empleo en este campo, y mejorar la formación de posgrado con una estructura estándar en todo el país y en Europa. Estos son algunos de los retos a los que se enfrenta el nuevo presidente de la Conferencia de Decanos y Decanas de la Faculta de Veterinaria de España (CDVE), el profesor de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Juan Alberto Corbera, primer decano de estos estudios en la ULPGC que ostenta dicho cargo. Completa su equipo la decana de la Universidad de Extremadura, Margarita Martínez como vicepresidenta; y Antonio Calvo, decano adjunto de la Universidad Católica de Valencia como secretario.

 

17/03/2015 LAS PALMAS DE GRAN CANARIA. Toma de Posesion del nuevo equipo de Veterinaria y entrevista al decano Juan Carlos Corbera Suarez.Foto: SABRINA CEBALLOS

 

“Uno de los principales retos que tiene la veterinaria española en el ámbito universitario es reducir el número elevado de titulados que sacamos a la calle. Somos el país de Europa que producimos más veterinarios, por encima de la demanda del país. Tenemos muchas solicitudes para acceder a los estudios, pero se confunde la demanda de estudiantes con la demanda que tiene la sociedad de veterinarios. Hay demasiados egresados en esta carrera y eso provoca que tengamos un exceso de competitividad en el mercado. Al final, eso redunda en una bajada en los salarios, por la ley de la oferta y la demanda, y en la precarización en el empleo de los veterinarios”, indicó Corbera, elegido por unanimidad, presidente de la CDVE.

Centros

En España existen 13 facultades de Veterinaria, diez públicas y tres privadas. Junto a los centros con una tradición de más de 200 años -Madrid, León, Zaragoza y Córdoba-, se empezaron a sumar el resto en los años 80, incluida la de la ULPGC. Las más recientes son las privadas y la pública de la Universidad de Lérida que acaba de titular a su primera promoción.

La saturación de profesionales veterinarios en el mercado ya fue una de las principales líneas de trabajo del anterior presidente de la CDVE, Pedro Luis Lorenzo, decano de la Facultad de la Complutense de Madrid, en el cargo desde marzo de 2016. Su etapa se caracteriza por la oposición firme a la apertura de nuevas facultades de Veterinaria para reducir el exceso de egresados.

Un reto que abordará el nuevo equipo directivo de cara a dos objetivos: por un lado reducir el número de plazas de acceso a la carrera y con ello “el alto coste para el sistema público de formar tanto veterinario para luego sobresaturar el mercado”; y por el otro, elevar la calidad de la formación. “Formar veterinarios es muy caro, creo que es el título más costoso porque no tenemos la seguridad social detrás, tenemos que tener hospital, granja…, unas infraestructuras carísimas”.

El decano de la ULPGC -que oferta 72 plazas en Veterinaria-, apuntó que en los últimos diez años ha habido un esfuerzo importante por parte de las universidades en La Península para reducir el acceso al grado, pasando de 150 y 200, a unas 100 plazas. “El problema es que ha llegado la privada y algunas tienen hasta 300 plazas. Aprovechan que estamos limitando en las públicas y vuelve a romper el mercado”.

Mejorar la formación del posgrado, en colaboración con el Consejo General de Colegios de Veterinaria de España, es otro de los desafíos marcados por el presidente de la CDVE. “Debemos garantizar que la formación de posgrado esté estandarizada, que la formación de especialistas sea similar en todo el país y con los índices más altos de calidad. Debemos tener un programa formativo común y, de la mano de los dos ministerios responsables de la Veterinaria, Sanidad y Agricultura, intentar garantizar las competencias profesionales para esos especialistas”, apuntó el profesor Juan Alberto Corbera, presidente de la Conferencia de Decanos y Decanas de Veterinaria de España.

Un título común a toda Europa

  • Garantizar la homogeneización del título en toda Europa, es otro de los proyectos en los que trabaja el nuevo equipo directivo de la Conferencia de Decanos de las Facultades de Veterinaria de España, con Juan Alberto Corbera al frente. Para ello participarán, junto con Portugal en el comité ejecutivo de la asociación europea encargada de la evaluación de la carrera. “Lo más importante en Veterinaria, como utilidad pública, es la seguridad alimentaria. Cuando un veterinario de Austria firma un certificado donde dice que la carne que nos vamos a comer aquí es apta para el consumo humano y que tiene una serie de controles, nosotros nos fiamos 100% porque es un titulado que está respaldado por todo este sistema. Por tanto la seguridad alimentaria es la pieza clave de la profesión veterinaria, y debemos impulsar la homogeneización del título de grado en toda Europa”, indicó Corbera, decano de Veterinaria de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.

Fuente: La Provincia.